Viernes de liberación

Viernes de liberación

Por

Norma: “Tenía tormentos espirituales y también sufría una hemorragia. Estaba tan mal que tenían que vaciarme el útero. Vine a la reunión de viernes y luego de tocar el Manto de Poder, gracias a Dios, fui sanada”.
 
 
 
 
Blanca: “Hace más de dos semanas que me caí. El golpe fue de costado, al principio no le hice caso, pero me dolía el brazo. Llegué a la reunión con bastante dolor. Pero determiné que esa molestia se tenía que ir y desapareció”.
 
 
 
Ofelia: “Anoche no dormí, hacía varios días que no lo hacía. En el colectivo pensaba en volver a casa por el fuerte dolor de espalda que tenía. Pero después de tocar el Manto de Poder, me sentí bien”.
 
 
 
 
María: “Estuve tan mal que me pasé dos semanas en cama por un dolor de estómago. Entonces me acerqué a la reu­nión para tocar el Manto de Poder. Ahora aprieto esa parte y no siento nada, Jesús me curó”.
 
 
 
 
Romina: “Yo tenía problemas en los pies, me molestaban, casi no podía estar parada. También sufría dolores de cabeza. Sin embargo, desde que toqué el Manto se me fue todo, ya no siento malestar, tampoco dolor”.
 
 
 
 
María: “Tuve asma durante 10 años, apenas podía hablar. Luego de tocar el Manto me sané. Hoy usé esa fe nuevamente, porque llegué con una infección y me dolía la cintura, ahora estoy libre de todo”.
 
 
 
 
Viernes a las 8, 10, 12, 16 y principalmente a las 20 h en Av. Corrientes 4070, Almagro o haga clic aquí y vea la dirección de la iglesia más cercana a su hogar.

Si usted quiere comunicarse con nosotros, puede hacerlo llamando al (011) 5252-4070.

comentarios


Free WordPress Themes, Free Android Games