Vencer o perder: ¿cuál es su elección?

Vencer o perder: ¿cuál es su elección?

Por

superacion690x460

Todo ser humano establece metas en la vida, como ir a la escuela, alfabetizarse; en la fase adulta, tener una profesión y ser reconocido, construir una familia, ser feliz y tener una vejez en paz. Parece simple, pero la vida no es tan fácil. En medio del camino aparecen obstáculos y dificultades que, muchas veces, hacen que las personas se desanimen e incluso piensen en desistir de algo o de alguien.

Es en ese momento que la persona se ve delante de dos posibilidades: tirar todo para arriba y vivir infeliz – y convertirse en una de aquellas personas que solo se quejan de la vida y siempre dificultan todo – o persistir, luchar para que la situación mejore independientemente de cual sea el problema.

En la historia, diversas personas se destacaron en medio de las dificultades y desafíos, y quienes escogieron el camino de la superación, hoy son ejemplos para millares de personas.

¿Qué es lo que mueve a alguien a superar límites?

Paulo Eduardo Aagaard, más conocido como Pauê, muestra cada día cómo el deporte es una de las mejores maneras de recuperación. Surfista desde los 9 años, Pauê dedicó gran parte de su adolescencia al deporte, pero a los 18 años sufrió un accidente que cambió su vida. El día 8 de junio del 2000 fue atropellado por un tren al atravesar unas vías del ferrocarril en desuso en San Vicente, litoral paulista.

Su recuperación no fue fácil. La primera reacción después del trauma, fue el dolor y el sufrimiento. En ese momento se apoyó en la fe, que aliada al incentivo de los médicos y de su familia, lo ayudó a descubrir que podría dar vuelta el juego. “Y fue desde ese entonces que comencé a ver el accidente de otra manera. No por el hecho de pensar que ‘perdí las piernas’, sino así: ‘estoy vivo’”, afirmó.

De esta manera, Pauê no desistió de practicar deportes, encontró en la musculación y en la natación un camino para cambiar la situación, y en menos de 3 meses, a través de la fisioterapia y con el uso de prótesis, Pauê no solo volvió a caminar como también a surfear. “Yo estaba seguro de que iba a funcionar. Conocí a personas que también sufrieron traumas en accidentes, con situaciones parecidas a la mía, y otras mucho peores. Después de estos encuentros me sentía muy bien y salía con más inspiración para vencer”, revela.

La realización personal y profesional

Con mucho entrenamiento y dedicación, Pauê conquistó el título del primer y único surfista biamputado del mundo. Fue considerado en el año 2000, el primer surfista biamputado en el mundo por los medios especializados. Se convirtió en un triatleta y, a lo largo de su carrera de 6 años dedicados al Triathlón, conquistó incontables títulos. “Me acuerdo de una travesía acuática en la que logré realizar una distancia de casi 8 kilómetros nadando. Una distancia que no me imaginaba hacer con las dos piernas, y lo hice sin ellas. Vi que lo imposible no existe”, recuerda con alegría.

palestra.690x460Con el tiempo, descubrió que el deporte también podría promover acciones a favor de un mundo mejor y, así, comenzó a desarrollar un trabajo motivacional vinculado a las actividades que siempre practicó.

Actualmente, Pauê compite, entrena y realiza conferencias. Se graduó en fisioterapeuta y su historia de superación ha llevado a innumerables empresas a contratar su trabajo. A principio de año se realizó una película sobre su historia. “Pauê – El Paso de un Vencedor” registra su vida y sus momentos de superación, a través de declaraciones y relatos de amigos, familiares y atletas que lo acompañaron en su caminata, más allá de acompañar el día a día de Pauê.

Cuando muchos desistieron, él demostró la fuerza que el deporte tiene en su vida y siguió adelante. Hoy, con 31 años y casado, Pauê sigue la caminata con muchos proyectos para que las personas que pasan por dificultades se inspiren en su historia de vida y den un giro a la situación como él lo hizo. Pauê les prueba a todos que la deficiencia no es sinónimo de ineficiencia.

“Yo creo que, con fe, Dios abre puertas, y cuando sabemos trillar el camino, el éxito está garantizado. Así sucedió conmigo y hoy lo que hago es por amor. Todos los días aprendo algo más y lo que me motiva es saber que mi historia sirve de espejo para que muchas personas puedan superar sus dificultades, porque la superación significa traspasar los límites y sé que todos son capaces. No podemos esperar que el milagro suceda, tenemos que hacer que suceda”.

Entristecerse es normal, sufrir es opcional

Para la psicoanalista Elizandra Souza es importante saber que ningún dolor debe ser ignorado. El sufrimiento sirve como señal, como advertencia de que existen cosas que no son adecuadas o satisfactorias. Por lo tanto, enfrentar los obstáculos forma parte de la posibilidad de superación. Quien no enfrenta los obstáculos no tiene la chance de poder superar sus dolores y dificultades.

“Es importante que veamos lo que está sucediendo, muchas veces de forma fría para que quede más claro. Trate de ver las dificultades como son y no como las construimos. Es común que tengamos la fantasía de que las cosas son mayores de lo que realmente son y que no hay solución. Cuando reducimos la parte fantasiosa y miramos con más frialdad, tendemos a encontrar brechas para las posibles soluciones o para calmar el sufrimiento”, afirma.

Los problemas y las dificultades aparecen en la vida de todos, sin excepción. Quienes tienen el coraje de enfrentarlos, y más que eso, tienen la voluntad de vencerlos, encuentran dentro de sí la fuerza que necesitan, sin depender de nadie sino de sí mismos. La vida es una lucha diaria. Estamos aquí para aprender a ser felices y vale la pena cualquier sacrificio para esto.