¿Usted piensa antes de actuar?

¿Usted piensa antes de actuar?

Por

Una escena inusual fue grabada en un video que puede ser divertido, pero revela una lección que muchos ignoran.

Rodeados en un área, algunos burros, para escapar, saltaron el obstáculo que bloqueaba la entrada del lugar. Sin embargo, uno de ellos simplemente hizo algo diferente en relación a los otros, pasando tranquilamente y sin esfuerzo.


Por supuesto que el animal actuó de esa manera instintivamente. Pero, si un animal, cuyo nombre sirve de apodo para quienes no piensan – burro-, logró la proeza de “pensar” en una salida mejor para superar una dificultad, imagine lo que el acto de pensar puede hacer en la vida de los racionales.

Una fuerza sin fin

El vigor de la juventud pasa. El cuerpo saludable y fuerte sufre un desgaste con el pasar del tiempo:

 “El hombre sabio es fuerte, y de pujante vigor el hombre docto.”  Proverbios 24:5

Nadie es sabio si no piensa. Usted puede decir: “Es obvio que todo el mundo piensa.” No. Todos tienen esa habilidad, pero pocos la utilizan. Prefieren ser guiados por lo que los otros dicen. Seguir a la multitud. Pensar es un esfuerzo que pocos se proponen a hacer.

Algunas de las características que revelan a una persona que piensa con sabiduría:

*Piensa en las consecuencias: Ella no se apresura, pero se detiene y analiza las consecuencias que tiene aquello que quiere hacer, hablar, oír: “pues todo lo que el hombre sembrare, eso también segará.” Gálatas 6.7

*Observa los ejemplos: El mundo está lleno de ejemplos de lo que hay que hacer y principalmente de lo que no hay que hacer, y quien piensa aprovecha bien esas lecciones gratuitas: “El sabio teme y se aparta del mal, pero el necio es arrogante y descuidado.” Proverbios 14:16

*Pesa muy bien las palabras: Si hay una cosa que quien piensa controla es la lengua, pues sabe muy bien las consecuencias que sus palabras tienen en otros y principalmente para sí mismo: “Porque todos tropezamos de muchas maneras. Si alguno no tropieza en lo que dice, es un hombre perfecto, capaz también de refrenar todo el cuerpo.” Santiago 3:2

*No saca conclusiones precipitadas: Usted nunca sabe el 100% de todo lo que está sucediendo. Cuando llegan con una información usted solo sabrá parte de lo que sucedió. Lo que sus ojos le muestran no siempre coincide con lo que cree que puede estar sucediendo. Quien piensa con sabiduría sabe eso y es cauteloso en sus conclusiones: “No juzguéis según las apariencias, sino juzgad con justo juicio.” Juan 7:24

*Siempre piensa en la mejor manera: Hay una infinidad de maneras de hacer las cosas. Lo mejor para uno no siempre es lo más práctico para el otro, pero siempre el modo puede perfeccionarse, quien piensa sabiamente está siempre en búsqueda de la mejor forma de ejecutarlas, aprovechando al máximo el tiempo y los recursos: “Si se embotare el hierro, y su filo no fuere amolado, hay que añadir entonces más fuerza; pero la sabiduría es provechosa para dirigir.” Eclesiastés 10:10

Por eso, piense, pero no solo eso, hágalo con sabiduría. El esfuerzo que eso le causará no es nada comparado con el esfuerzo que ahorrará:

“Y si alguno de vosotros tiene falta de sabiduría, pídala a Dios, el cual da a todos abundantemente y sin reproche, y le será dada.”  Santiago 1:5

Medite en las Sagradas Escrituras. En ellas está la fuente de los pensamientos de Dios.

Elaboramos un plan para que usted lea la Biblia en 1 año. Si todavía no comenzó ingrese aquí. Todo cambia si su mente cambia, y ella no será la misma si tiene los pensamientos Divinos.

comentarios


Free WordPress Themes, Free Android Games