«Una sociedad segura es una sociedad que ora»

«Una sociedad segura es una sociedad que ora»

Por

11903810_716084848519089_9106716432492211142_n.690x460
En los cines, los hombres vestidos con ropa brillante y súper poderosas, con armas de alta tecnología, combaten el crimen. Luchan contra los malhechores, vencen guerras, salvan el mundo y son aclamados. En la vida real, sin embargo, los súper héroes no existen.

Los responsables por mantener el orden y la seguridad son personas comunes, que necesitan comer, descansar, cuidar a sus familias y tomar decisiones difíciles de deben ser tomadas en poco tiempo. Generalmente no están muy equipados y corren atrás de quién no le importa si el delito va a terminar con una, dos o diez vidas. Lo peor de todo ese riesgo y estrés es que, muchas veces, lo policías no tienen el reconocimiento de la sociedad.

Entendiendo esa situación y la importancia de que esos profesionales se acerquen a la sociedad, la Universal del barrio Talatona, en Luanda, capital y mayor ciudad de Angola, realizó una oración especial por los policías.

«La idea surgió de una preocupación», explica el responsable de esta Universal en África, pastor Valmir de los Santos. «Nuestros policías son los responsables por mantener la seguridad, tranquilidad, apaciguamiento y paz en la sociedad. A cargo de tan honroso deber, diariamente estos hombres arriesgan sus propias vidas por la sociedad. Orar por la protección de las personas que nos protegen es un deber de todo cristiano.»

La oración se realizó durante una reunión dedicada especialmente para todos los profesionales angolanos. En la oportunidad, unos diez policías fueron al altar representando a la policía del país.

11988585_720531934741047_5417514739629188230_n.690x460Según el pastor Valmir, se podía ver la satisfacción de todos los presentes, pues acciones como esas son raras. Durante la reunión, los oficiales tuvieron la oportunidad de explicar a los presentes que ellos siempre trabajaran ayudando y necesitando la ayuda de la sociedad, reforzando las palabras del propio pastor, que afirma: «Creemos que la sociedad y la policía deben trabajar en conjunto para la mayoría de seguridad del Estado.»

La Palabra de Dios sobre la cual se basó la reunión está en Salmos 127:1 y dice: «Si el Señor no edificare la casa, en vano trabajan los que la edifican; si el Señor no guardare la ciudad, en vano vela la guardia.»

«Una sociedad segura es una sociedad que ora», concluye el pastor.

¿Quiere saber todo lo que sucede en la Universal de África? Ingrese aquí y lea las noticias sobre las acciones sociales, las reuniones especiales y los eventos de nuestros grupos en el continente.