Trucos para corregir la ceja

Trucos para corregir la ceja

Por

Ese pequeño y rápido paso frente al espejo le dejó marcas y un trauma irreversible. Con un arma en la mano – o mejor dicho, una pinza – usted quitó un pelito aquí, otro allí, otro por acá y se arruinó las cejas. Hoy, lo que tanto la atormentaba por el exceso de vellos todavía le molesta, pero por lo contrario. Los vellos están débiles, muy claros y no hay manera de ignorar el estado de calamidad. Y, convengamos, la ceja hace toda la diferencia en el marco del rostro y en la expresión, ¿está de acuerdo?

Luz en el final del túnel

El llorisqueo no traerá su ceja de nuevo, la solución es el maquillaje – una vez más – un excelente aliado. Claro que tenemos a nuestro favor el maquillaje definitivo y la micro pigmentación. Pero existe otro recurso, que es menos invasivo, más fácil y con el cual usted no tendrá que gastar mucho. ¿Cómo? Lo explica Teté Bahia, coordinadora técnica del Centro de Cejas, de San Pablo. Ella recuerda que las cejas bien diseñadas y que respetan el formato del rostro iluminan la mirada.

Para corregir los vellos

¿No sabe si debe usar sombra o lápiz? Por el hecho de que garantiza un resultado más sutil y menos artificial, la especialista recomienda el uso de sombra. “Esta técnica es más garantizada, ya que no se escurre ni mancha”, aconseja.

Y, para acertar en la elección de los tonos, ella da el consejo: “tenga en consideración el tono de piel.” El color del cabello también influencia. “Sombra marrón clara es la indicada para rubias y coloradas y marrón natural para las morenas”, indica. Para facilitar la aplicación, use preferencialmente un pincel de mayor precisión, como el chanfleado con corte diagonal. La sombra debe ser preferencialmente opaca.

Ahora que usted ya aprendió cuál debe ser el tono de la sombra, sepa que es posible aumentar el tiempo de fijación del producto. “Desinfecte con agua helada antes de la aplicación” enfatiza.

La experta también advierte sobre la manía que la mujer tiene de dejar la ceja alineada, lo que, en la mayoría de las veces, no sucede. Lo correcto es dejar la pinza de lado y recurrir a la ayuda de un profesional. “El gran truco es respetar sus cejas, no quitar el vello ni dejarlas muy finas, ya que los vellos arrancados se regeneran solo algunas veces y luego no crecen más. Pueden quedar espacios que necesitarán ser tapados con lápices, henna o pigmentos. Además de eso, una ceja con bastante vello le permite al profesional tener más opciones de formatos y usar diversas técnicas. Pero las cejas con muchos errores limitan el uso de esas opciones”, explica Teté.

Y, para felicidad de algunas mujeres, también se pueden agregar vellos. Varias marcas ofrecen soluciones cosméticas específicas con principios activos para estimular el crecimiento y el fortalecimiento de los vellos.

Comparta en las redes sociales.