“Sufría insomnio, desmayos, ataques de epilepsia, además me subía la presión arterial y problemas familiares.”

“Sufría insomnio, desmayos, ataques de epilepsia, además me subía la presión arterial y problemas familiares.”

Por

Sara: “Sufría insomnio, desmayos, ataques de epilepsia, además me subía la presión arterial y problemas familiares. Busqué ayuda de los espíritus, estuve ahí 12 años y mi vida empeoró, tuve varios intentos de suicidio. Hasta que me invitaron a la Universal, empecé los días viernes. Encontré paz y mi relación con mi familia cambió. Me liberé completamente, sé que los viernes son especiales para enfrentar todos los problemas”.

 

Javier: “Llegué hace un año, un viernes estaba muy mal. Sufría tormentos espirituales y tenía vicios, estuve siete años así.

De noche no podía dormir, sentía que tenía a alguien arriba mío, era muy feo. Estaba mal de salud, tenía una piedra en el estómago por el tipo de droga que consumía.

Participé los días viernes, toqué el Manto y fui liberado de los tormentos, del vicio y la piedra que tenía desapareció”.

 

Esta señora llegó a la Universal para luchar por la salud de su marido. A través de la perseverancia y la fe logró que Dios le diera la respuesta: “Llegué a la Universal a través de un diario. Vine porque mi marido había tenido un derrame cerebral.

Participé de las reuniones y traje una prenda de ropa suya para tocar el Manto. Perseveré y gracias a Dios él fue liberado y hoy está firme en la fe gracias a Dios”.

 

Viernes a las 8, 10, 12, 16 y principalmente a las 20 h en Av. Corrientes 4070, Almagro o haga clic aquí y vea la dirección de la iglesia más cercana a su hogar.