“Si no tenía cigarros, no podía dormir”

“Si no tenía cigarros, no podía dormir”

Por

Claudio: “Mi vida estaba desordenada, antes de involucrarme en el vicio, ya era una persona depresiva. Empecé con el cigarrillo, el alcohol, más adelante con la marihuana y probé la cocaína. Fumaba todo el tiempo, dos o tres paquetes de cigarros por día, si no tenía no podía dormir.

A medida que avanzaba me metía con personas más grandes que yo y consumía cada vez más drogas. No me daba cuenta lo que vivía.

Me volví agresivo con mi familia, terminaba una pelea después de hacer un escándalo, para ir a buscar drogas. Iba a la casa de las personas con las que me juntaba a drogarme. Después, me olvidaba por completo, era como si nunca hubiera pasado.

Mi mente estaba muy perturbada. Cuando estaba sin el vicio pensaba en quitarme la vida. Todos los días me levantaba con eso en la mente. Inclusive quería escribir una carta para cada familiar explicando el por qué de mi suicidio.

No me valoraba, andaba mal vestido, sin arreglarme. Decía ser la oveja negra de la familia. Pensaba que estaban todos mal y yo bien, aunque querían ayudarme no me dejaba.

Conocí al Tratamiento para la Cura de los Vicios por mi mamá, ella luchó siete años por mí. Mi madre podría haber desistido, pero siguió hasta que tomé la decisión de venir. Ahí fue que logré lo que antes no pude, supe lo mal que estaba.

Lo que más me costó dejar fue el cigarrillo. Hoy soy libre, estoy en paz y tengo otra vida. Me valoro como persona. Mi familia está unida, logré la felicidad, vale la pena hacer el Tratamiento”.

Participe usted también de la reunión del Tratamiento definitivo para la Cura de los Vicios y compruebe en su vida o en la de un ser querido que existe una salida para este mal. Lo esperamos este domingo a las 15 h en Av. Corrientes 4070, Almagro, o haga clic aquí y vea a donde se lleva a cabo el tratamiento.

Para más información: 11-5810-9300

Si usted quiere comunicarse con nosotros, puede hacerlo llamando al (011) 5252-4070.