Saber decir “NO” hace la diferencia

Por

Falta de interés en los estudios, malas compañías, salidas nocturnas, vicios. Comportamientos típicos de la juventud.

Muchos jóvenes actúan de esa manera porque se sienten presionados por la necesidad de ser aceptados en un determinado grupo. Por ese motivo, dicen “sí” en situaciones que en realidad, deberían decir “NO”, pues tienen conciencia del mal que pueden causarse a sí mismos. Pero la necesidad de sentirse parte de “banda” muchas veces los obliga a adoptar una postura rebelde e irreverente.

Viendo eso, la Fuerza Joven Europa (FJE) creó el movimiento “Sepa decir NO”, cuyo objetivo es enseñar al joven a decir “NO” a todo lo que le es prejudicial. El movimiento también tiene la finalidad de buscar el apoyo de la sociedad en general, para que todos juntos puedan desarrollar una juventud en constante cambio y evolución.

Cuando el joven aprende a decir “NO”, deja de ceder a las influencias negativas y comienza a tener auto confianza, es libre para explorar su potencial y contribuir positivamente con la sociedad.

El movimiento comenzó en marzo de este año y ya se realizó en varios países de Europa. ¡El 1º de setiembre fue el turno de Holanda!

La sede nacional de la Universal, en la ciudad de Haia, quedó llena de jóvenes, quienes presenciaron diversos talentos musicales y de danza durante el encuentro.

Entre los presentes estaba el joven Mário Gomes, que desde niño sufrió por la ausencia de su padre. A los 13 años comenzó a fumar, a consumir bebidas alcohólicas y a vivir en la delincuencia. Siempre andaba armado. La osadía del joven era tanta que, además de asaltar joyerías, asaltaba incluso a traficantes. Después de uno de los asaltos cayó preso, y aun en la prisión vendía y consumía drogas. Pero su vida fue transformada por medio del trabajo y del apoyo de la FJE. Hoy colabora en el grupo para salvar a otros jóvenes.

“Sepa decir ‘NO’, pues siempre seremos libres para elegir lo que quisiéramos, pero siempre seremos obligados a vivir con las consecuencias”, concluyó el pastor Gelson Luis, coordinador de la FJE en Europa.