¿Quiere ser exitoso? No se queje

¿Quiere ser exitoso? No se queje

Por

lunes01887

Las quejas son uno de los mayores problemas de hoy en día y pueden hundir aún más a una persona en su mar de lamentos. Vea que cuanto más se queja una persona, más se agrava el problema y, lo que es peor, se convierte en alguien molesto y desagradable para quienes la rodean.

Quien quiera ser exitoso, sea en el área que fuere, debe dejar de quejarse y comenzar a buscar una forma de resolver tales quejas, así como de superar los desafíos que le son impuestos, sin creer que todo el mundo conspira en su contra. Quizás usted no lo sepa, pero ese problema limita su vida y termina convirtiéndose en un vicio. Llega un punto en el que hay quejas de todo y todos.

¿Cómo hacer para librarse de este hábito horrible? La acción es el antídoto contra la queja. Si no puede hacer nada contra la situación en la que está, ¿sirve quejarse? Cambie, entonces, su postura ante el problema, modifique la forma en la que lo ve para poder encontrar la solución.

Participe este lunes en el Congreso para el Progreso y aprenda más sobre las claves para alcanzar el éxito económico. Lo esperamos en Av. Corrientes 4070, Almagro.

Ellos aprendieron a conquistar

lunes02887Gladys: “Llegué al Congreso para el Progreso junto a mi marido en una situación muy mala, no teníamos ni para comer, vivíamos de prestado en la casa de mi suegra. Mi marido y yo estábamos desempleados, en la miseria. Perseverando en la reunión, haciendo propósitos y poniendo en práctica lo que nos enseñaban, mi marido consiguió un muy buen trabajo, tenemos nuestro auto y viajamos. Gracias a Dios todo cambió”.

 

lunes03887Antonio: “Tenía deudas por unos 300 mil pesos, estaba en el fondo del pozo porque para mí eran imposibles de pagar. Gracias a Dios empecé a participar en el Congreso para el Progreso y la empresa en la que trabajo comenzó a crecer. También me lancé a hacer otras cosas por mi cuenta y gracias a Dios pude pagar las deudas. Cancelé todo, era algo impagable para mí, ahora estoy libre de las deudas”.

 

lunes04887Luisa: “Llegué al Congreso para el Progreso con la vida arruinada. Era emprendedora, pero no progresaba. Trabajaba de forma independiente y ganaba unos 800 pesos por mes. No me alcanzaba, vivía pidiendo prestado.

Gracias a Dios, perseverando en la reunión logré crecer y expandirme al interior de la provincia. Pagué la hipoteca de mi departamento, compré mi auto 0 Km y no tengo deudas”.

Congreso para el progreso, todos los lunes a las 8, 10, 16 y especialmente a las 20 h en Av. Corrientes 4070, Almagro.

lunes2015