¿Qué quería Jacob?

¿Qué quería Jacob?

Por

¿Qué es lo que usted busca? ¿Felicidad, paz, prosperidad, un cambio en su interior? Jacob también era un hombre que buscaba respuestas y soluciones para sus problemas. Él estaba  en búsqueda de la felicidad, y, a pesar de tener éxito en lo que hacía, necesitaba que Dios habitara en su interior para convertirse en un hombre completo.

Durante el mensaje trasmitido el miércoles 26, en IURD TV y Red Aleluya , el obispo Edir Macedo explicó cómo venció Jacob y también cuál es el camino que se debe seguir para que todos alcancen el éxito deseado.

(…) “no nos fijamos en las cosas que se ven, sino en las que no se ven; porque las cosas que se ven son temporales, pero las que no se ven son eternas.” 2 Corintios 4:18

“Jacob era un hombre rico de cosas pasajeras, físicas, de bienes materiales. Él tenía las bendiciones, pero no era la propia bendición. Y lo que Dios quiere hacer con nosotros es lo que hizo con Jacob. Dios permitió aquella situación de conflicto, permitió que fuera un fugitivo, ya que Él quería y quiere que todos nosotros tengamos la consciencia de que los bienes materiales, a pesar de ser importantes y de traer beneficios externos, no tienen la capacidad de arreglar lo que está en el interior del ser humano. Dios permitió que Jacob fuera llevado al Valle de Jaboc para mostrar la humanidad, cuál es el propósito que Él tiene para cada uno de nosotros.

No sirve que seamos personas fuertes, bonitas o tener el mundo a nuestros pies, si adentro hay un vacío, un pozo, depresión.

Jacob, exteriormente, era próspero, lleno de éxito, muchos le tendrían envidia. Pero sólo él sabía lo que había en su interior. Jacob llegó al punto de decirle a Dios: « (…) No te dejaré ir, si no me bendices.» (Génesis 32:26)  Jacob quería la bendición de Abraham, quien no solo fue una persona próspera, rica, sino la propia bendición.

La campaña del Vado de Jaboc es para las personas que se encuentran desesperadamente sedientas de justicia, que están hartas de la vida que han llevado; que tienen todo, pero que al mismo tiempo, no tienen nada. Esta campaña es para usted, que desea un cambio de vida, que desea dejar de ser esa vieja criatura para convertirse en una nueva persona, como sucedió con el propio Jacob, que dejó de ser Jacob para convertirse en Israel”, dijo el obispo.