No se suicidó solamente porque pensó en sus hijos

No se suicidó solamente porque pensó en sus hijos

Por

testi866
Raquel Di Franco creía que estaba enloqueciendo, la angustia que experimentaba desde pequeña sumado a los problemas de salud la llevaron a realizar tratamiento psiquiátrico. Le costó mucho formar su familia, pero aún así, ella veía como su matrimonio estaba deteriorándose con el paso del tiempo. Llegó a pensar en el suicidio como la mejor opción, pero descubrió el poder de la fe y logró superar todos sus problemas. Hoy Raquel es una mujer que le sonríe a la vida porque sabe que Dios la respalda.

“Recuerdo que estaba quedándome loca, desde pequeña me sentía muy sola, eso me angustiaba porque creía que mis padres no me querían. Además sufría con alergias y problemas en la vista. A los 13 años de edad comencé con tratamiento psiquiátrico, cosa que se repitió varias veces en mi vida.

Era insegura, tímida y muy nerviosa. Me vinculaba poco con las personas y eso me trajo muchos fracasos en la vida sentimental. Cuando me casé pensaba que finalmente iba a ser feliz, sin embargo, perdí al bebé por negligencia médica. Entonces, me volví cada vez más agresiva. A mis hijos tuve que tenerlos por cesárea porque perdí embarazos. También estaba enferma, tenía reuma y toxoplasmosis, debido a esta última estaba quedando ciega.

Mi matrimonio se deterioraba porque mi esposo se ausentaba por trabajo muchos días. Me sentía sola, sobrecargada, vacía. Así llegué a la Universal, perseveré en las reuniones y todo fue restaurado. Hoy tengo una vida diferente porque Dios llenó el vacío que había en mí y quitó la angustia y la inseguridad. Valió la pena aprender a usar la fe, pues vencí a las enfermedades y a lo que quería destruir nuestro matrimonio”.

Si usted está pasando por la misma situación o por otros problemas, no deje de acercarse a la Universal de Av. Corrientes 4070 – Almagro o encuentre una iglesia más próxima a su hogar aquí: http://www.universal.org.ar/site/direcciones