“Moisés y Los Diez Mandamientos”: una súper producción de la Record

“Moisés y Los Diez Mandamientos”: una súper producción de la Record

Por

juliana-10mandamientos

Juliana Didone es una artista completa y garantiza que enfrenta cualquier desafío para vivir un personaje. Por poco el público no la verá con la cabeza rapada en la novela “Moisés y Los Diez Mandamientos”, en la que interpreta a Leila, una mujer determinada, que se divorcia de su esposo por peleas y desacuerdos religiosos.

“Madre de Bezalel (Luiz Felipe Mello) y esposa de Uri (Rafael Sardão), ella es movida por la fe. Leila no acepta que el esposo sirva al Dios de Israel y a los dioses egipcios al mismo tiempo. Uri quería que ella viviera en el palacio, pero Leila se resiste y se separan. Ella se mantiene firme, por más que en aquella época una muchacha con ex marido fuera mal vista. Leila acepta solamente cuando se encuentra lejos de su hijo y, en el palacio se encuentra con Junet (Adriana Garambone), la villana de la historia”, cuenta la actriz.

En el palacio, Leila se enfrenta a numerosas dificultades y es avergonzada cuando Junet le corta el cabello. Juliana Didone afirma que solo no renunció a su cabello por decisión de la autora de la novela, Vivian de Olivera. “Prefirieron apostar a la peluca, porque habría un lapso de tiempo y no alcanzaría para que el cabello vuelva a crecer. Insistí para que me corten el cabello y no tenía ningún problema con el cambio. Uso dos pelucas: corte garzón y Chanel.”

Como las mujeres en la actualidad

Leila no tiene lujos en su caracterización. “El personaje es simple, ya que ella es una mujer pobre. No uso maquillaje, accesorios, ni las uñas pintadas. Para mí, esta simplicidad es muy buena, porque no me preocupo mucho con la vanidad femenina. Obviamente me gusta usar labiales de colores fuertes o ir a la manicura, pero pienso que es linda la sencillez de este personaje.”

La actriz destaca que Leila representa a las mujeres guerreras en la actualidad, por enfrentar situaciones y sentimientos reales. “El personaje es muy concreto. Aún sin marido, ella cuida a su hijo, la casa y lucha. Pensé mucho en las mujeres del interior. Además, el texto contemporáneo habla sobre el amor, los celos y la envidia.”

(*) Con información del R7