Las señales de que no vive por la emoción religiosa

Las señales de que no vive por la emoción religiosa

Por

No hay peor engaño que vivir por la emoción religiosa, ya que la persona se enceguece y manipula la verdad. La única forma de librarse de eso es practicar la fe inteligente en el Dios vivo.
Por otro lado, las señales para saber si realmente está entregado a Dios son las siguientes:

-Vivía atemorizado, ahora es valiente.

-Era indeciso, ahora no teme tomar decisiones.

-Antes mentía, ahora es sincero.

-Era malicioso, ahora es bondadoso.

-Solía ser rencoroso, ahora es compasivo.

-Antes era violento, ahora es pacífico.

-Fue esclavo de las adicciones, ahora está libre.

-La timidez lo limitaba, ahora es audaz.

-Estaba hundido en la depresión, ahora logró encontrar el equilibrio.

-Antes las emociones lo dominaban, ahora es racional.

-Decía malas palabras y ahora solo habla para edificar y bendecir.

-Veía dificultades en todo, ahora lo que ve son oportunidades.

-Creía que la Biblia era un libro de historias, ahora la ve como un manual de vida.

-Antes se preocupaba excesivamente con su exterior, ahora cuida su cuerpo para ser un instrumento en las manos de Dios.

-Le tenía miedo a la muerte, ahora tiene la certeza de la vida eterna.

-Antes era criatura, ahora sabe que es hijo de Dios.

Si se ve reflejado en las características anteriores, ya sabe si es religioso o pertenece a Dios.

“pero el que guarda Su palabra, en este verdaderamente el amor de Dios se ha perfeccionado; por esto sabemos que estamos en Él. El que dice que permanece en Él, debe andar como Él anduvo.”, (1º Juan 2:5-6).