La edad correcta para usar redes sociales

La edad correcta para usar redes sociales

Por

pvista00895
Hoy en día las redes sociales son una herramienta fundamental. Existen muchas instituciones educativas que comparten contenidos útiles que sirven para mejorar la destreza de los chicos a la hora de buscar información y aprender a filtrarla.

Por eso, si usted es padre o madre o tiene a su cargo menores de edad seguramente ya se habrá preguntado “¿A qué edad debe usar Facebook?” De acuerdo con las políticas del sitio, es necesario tener más de 13 años para poder abrir una cuenta. Sin embargo, todos los días Facebook elimina 20 000 perfiles de menores de 13 años. ¿Por qué? Porque el sitio no verifica la edad del suscriptor.

Esta edad puede parecer una limitación algo exagerada, pero se debe a que en las redes sociales hay contenidos no aptos para menores: se puede hallar contenido sexual, apología de prácticas como el consumo de drogas o anorexia, acosadores o depredadores sexuales que buscan víctimas, y sobre todo el temido ciberacoso.

Algunos de los trucos que usan los más chicos para poder abrir un perfil son cambiar la fecha de su nacimiento o crear cuentas con datos falsos. Luego les dicen a su círculo de amistades con qué nombre se registraron para que los puedan encontrar, agregar como amigos y así estar en contacto, burlando los controles del sitio.

De más está decir que no es necesario que estén en casa para crear un perfil. Desde el celular, la tableta o incluso la computadora de un compañero pueden acceder a las redes sin que sus padres lo sepan.

Por eso, como lamentablemente no podrá controlarlos en todo momento, lo ideal es aconsejarlos y cuidarlos mucho respecto a lo que se debe o no hacer en estos sitios sociales, porque si quieren, sus hijos siempre van a encontrar una manera para conectarse.

En caso de que sus hijos tengan más de 13 años, confíe en ellos y no existan impedimentos para que ingresen a estas redes, es aconsejable revisar las políticas de privacidad de los sitios, configurar correctamente la visibilidad de cada perfil y saber las contraseñas de las cuentas.

También es importante hablar con otros padres para saber si ellos ya han permitido que sus hijos utilicen las redes sociales. Puede ser que no estén al tanto de la situación y no sepan cuál es la edad mínima en la que pueden crear sus propios perfiles.

En la red, así como en muchas otras áreas de la vida, siempre es mejor prevenir que curar.