Hipertiroidismo: ¿Qué es? ¿Qué provoca? ¿Tiene cura?

Hipertiroidismo: ¿Qué es? ¿Qué provoca? ¿Tiene cura?

Por

hiper01808El hipertiroidismo es un trastorno metabólico en el que el exceso de función de la glándula tiroides conlleva una hipersecreción de hormonas tiroideas (tiroxina (T4) libre o de triyodotironina (T3) libre, o ambas) y niveles plasmáticos anormalmente elevados de dichas hormonas. Como consecuencia aparecen síntomas tales como taquicardia, pérdida de peso, nerviosismo y temblores.

El diagnóstico y tratamiento adecuado del hipertiroidismo depende del reconocimiento de los signos y síntomas de la enfermedad y la determinación de la etiología. El estudio diagnóstico comienza determinando los niveles de la hormona estimulante de la tiroides (TSH). Cuando los resultados de la prueba son inciertos, la medición de la absorción de radionucleidos ayuda a distinguir entre las posibles causas. Cuando la tiroiditis es la causante, el tratamiento sintomático por lo general es suficiente porque el hipertiroidismo en este caso suele ser transitorio.

Síntomas del hipertiroidismo
La persona por lo general tiene un aumento en el metabolismo basal, y consecuente disminución de peso, estado de gran excitabilidad, aumento de la sudoración, debilidad muscular, incapacidad para conciliar el sueño e intolerancia al calor. En muchas ocasiones se observa una protrusión de los globos oculares que se conoce como exoftalmos. El hipertiroidismo también puede ser causa de un adenoma tiroideo. Otros signos de aviso son nerviosismo, hiperactividad, inquietud, desasosiego, susceptibilidad (afectan hechos que no son importantes, ganas de llorar, cambio de carácter fácil), dolores musculares, diarrea o irritabilidad, mirada brillante, cansancio y los más frecuentes como datos clínicos: taquicardia y palpitaciones.
Las principales características clínicas de este padecimiento en los seres humanos son:

Pérdida de peso, hiperfagia (aumento desmesurado del apetito), dolor y/o calambres intestinales, náuseas, vómitos, intolerancia al calor, pelo fino y quebradizo, pérdida de cabello, aumento de la pigmentación, piel caliente o enrojecida, fatiga, debilidad muscular, temblor fino en las manos, taquicardia, palpitaciones, hipertensión sistólica, disnea de esfuerzo, ansiedad, nerviosismo, irritabilidad, insomnio y despertar precoz, problemas de concentración, disminución del umbral del estrés, oligorrea o amenorrea (disminución de la cantidad de sangrado o falta total de la menstruación), disminución total o parcial de la líbido, exoftalmos, retracción del párpado superior, edema periorbitario, diplopía, enrojecimiento de la conjuntiva, bocio (tiroides visiblemente agrandada) o nódulos tiroideos.

En los pacientes mayores, estos síntomas clásicos podrían no presentarse y darse solo fatiga y pérdida de peso, que conduce al llamado hipertiroidismo apático. En los niños se produce un retardo de maduración ósea, por lo que tienden a ser de talla baja.

Fuente Wikipedia – Foto: Corbis

“Se me caían el pelo y las uñas”

hiper02808María Brandan tenía problemas de salud a nivel físico y mental, el hipertiroidismo y los problemas de presión se sumaban a los trastornos psicológicos. Consultó a los médicos y debido a su situación tuvo que tomar medicación por mucho tiempo, porque los tratamientos eran prolongados. Como no se curaba decidió buscar ayuda en otros lugares.

“Recurrí a curanderos y consulté al tarot buscando una solución, pero mi situación empeoró. Se me caían el pelo y las uñas, era desesperante. Todo esto me causó una gran depresión y las consecuencias no se hicieron esperar, perdí el trabajo, mi marido me abandonó y tuve tres intentos de suicidio. El mismo día en que estuve a punto de tirarme bajo el tren llegué a la Universal a través de un ejemplar de El Universal.

Comencé a participar de las reuniones y poco a poco las cosas fueron cambiando. Perseveré en las cadenas hasta que logré ser sanada completamente, ahora las enfermedades son cosa del pasado. Mi familia está unida porque Dios restauró todo. Hoy puedo decir que soy una mujer completamente feliz en la presencia de Dios”.

Ella concurre a la Universal de San Fernando en Constitución 828.

[fotos foto=”Corbis – El Universal”]