El sauna no es tan bueno como se cree

El sauna no es tan bueno como se cree

Por

Ir a un sauna para muchas personas es considerado un hábito que trae muchos beneficios para la salud. Sin embargo, pocos saben que quedar expuestos mucho tiempo al calor de estas salas no es un tratamiento sano para el organismo.

“El sauna es saludable porque promueve la relajación muscular pero no hay un trabajo científico que compruebe los beneficios para la salud”, explica André Pedrinelli, ortopedista especializado en medicina deportiva.

Otro posible puntos positivo del sauna está relacionado con el corazón, “El sauna causa un trabajo cardiaco más fuerte, ya que las personas tienen dificultad de respirar por la humedad en el ambiente. Pero esto no puede ser considerado como un ejercicio aeróbico, no ocasiona mejoras significativas al condicionamiento cardiovascular”, explica Pedrinelli.

Hay una creencia muy fuerte que dice que por medio de la transpiración, el sauna estimula la limpieza de los poros. Según la dermatóloga Samira Yarak, esto es solo un mito. ¿no hay mejorías en la piel, por el contrario, el calor puede causar la dilatación de los poros y de la glándulas dejando la piel roja, con aspecto de irritada.

Otro mito muy difundido y confirmado son los hongos en las saunas. Se corre el riesgo de adquirir una micosis, afirma Samira. Además, a las personas con cabello graso se les complica el problema: “el vapor caliente causa seborrea o caspa, dice la dermatóloga.

Contraindicaciones

Algunas personas pueden sentirse enfermas cuando están expuestas al calor del sauna. Esto le pasa a los pacientes que sufren de presión baja o problemas cardiacos. Los especialistas recomiendan a estos grupos evitar los saunas.

Otra contraindicación, según André Pedrinelli, es para las personas que acaban de tener un gran desgaste físico. “No deben entrar al sauna el mismo día en que participan en una competición, porque el atleta se deshidrata”.

“El sauna, así como cualquier cosa caliente, es un vasodilatador”, afirma Walter Campos JR, angiologista brasileño. Por eso, las personas que sufren de varices deben evitar esta práctica. “Las varices no aumentaran, pero si habrá más inflamación”, agregó el angiologuita.