El nuevo comienzo que usted desea es posible

El nuevo comienzo que usted desea es posible

Por

Muchas personas están inmersas en sus problemas y, por eso, no ven cómo recomenzar sus vidas. Un empresario que ha quebrado no ve cómo volver a tener su empresa; un paciente desahuciado por los médicos no ve su cura; una persona que se divorció no ve la felicidad en el matrimonio; un presidiario no ve cómo reiniciar su vida en sociedad; entre tantos otros ejemplos.

En realidad, recomenzar es difícil. Pero Dios es especialista en recomienzos y está dispuesto a darnos una oportunidad. Solo que, para eso, es necesario dejar de mirar hacia atrás, como está escrito en la promesa de Dios: “No recuerden las cosas anteriores ni consideren las cosas del pasado. Yo hago algo nuevo, ahora acontece; ¿no lo perciben? Aun en los desiertos haré camino y ríos en los lugares desolados” (Isaías 43:18-19).

Esa decisión debe estar basada en la ruptura de los viejos hábitos y, consecuentemente, en el arrepentimiento, como lo destacó el Obispo Renato Cardoso en el programa “Inteligencia y Fe”: “…el cambio de vida no viene al volver al pasado, viene en el presente, a partir de una nueva decisión. Es así como la vida comienza a cambiar. Dios les da el don del arrepentimiento a las personas a las que Él llama a una vida nueva. Es decir, si en su interior hay un arrepentimiento, una voluntad de cambiar y hacer diferente, es el Propio Dios Quien le está dando ese arrepentimiento. Es Él Quien lo llama a una vida nueva”.

Un ejemplo bíblico de alguien que recomenzó es David. Después de haber pecado, él fue confrontado por el profeta Natán y admitió su error. No se justificó, no culpó a nadie y no pidió nada, a no ser perdón. Y así, aunque haya sufrido las consecuencias de su pecado, fue perdonado y salvado.

Es necesario entender que, cuando una persona abandona las prácticas pasadas y se vuelve hacia la Voluntad de Dios, automáticamente su vida recomienza. A fin de cuentas, sucede como está escrito: “Pero busquen primero Su Reino y Su justicia, y todas estas cosas les serán añadidas” (Mateo 6:33). Es decir, cuando Lo buscamos, el Propio Dios abre un nuevo camino para quien así lo desea, siempre que la persona cambie lo que debe ser cambiado. Compruébelo.

Participe del Santo Culto, a las 9:30 h, en la Universal más cerca de su domicilio.

Si en su localidad rigen las medidas sanitarias que le impiden participar de las reuniones de manera presencial, usted podrá hacerlo de manera online, a la misma hora, a través de:

La radio Red Aleluya FM 106.3 y en todas sus repetidoras del país o por Radio Buenos Aires AM 1350.

La App Red Aleluya Argentina. Podrá descargarla gratuitamente a través de App Store o Play Store.

Si usted quiere comunicarse con nosotros, puede hacerlo llamando al (011) 5252-4070.