“Él les dijo: Lo que es imposible para los hombres, es posible para Dios.” (Lucas 18:27)

“Él les dijo: Lo que es imposible para los hombres, es posible para Dios.” (Lucas 18:27)

Por

“Mi nieta tenía un problema en el corazón”

Estela usó la fe en los Casos Imposibles y Dios curó a su nieta: “Conocí la Universal y al tiempo descubrieron que mi nieta tenía un problema en el corazón.

Participé de la Cadena de los Casos Imposibles y gracias a Dios la nena está sanada. Hoy tiene 6 años y no tiene nada, está sana, no necesitó cirugía”.

 

“Mi sobrino estuvo a punto de morir”

“Mis sobrinos tuvieron un accidente, uno iba a quedar con secuelas en el brazo y muñeca. Perseverando, determiné su sanidad y se rehabilitó. Otro de mis sobrinos, casi murió en tres oportunidades, mi hermano estaba mal porque, además, se enfermaron otros dos familiares, gracias a Dios todos fueron dados de alta.”

 

 

Si usted tiene un imposible en su vida o en la de algún ser querido, acérquese a participar de la reunión de los Casos Imposibles este sábado a las 7, 9, 20 y especialmente a las 15 h en Av. Corrientes 4070, Almagro.