Día Mundial del Sexo

Día Mundial del Sexo

Por

Aunque no esté muy difundida la celebración de este día, hoy, 6 de septiembre, se conmemora el Día del Sexo. Y para celebrar esta fecha, hablaremos un poco sobre su importancia en el matrimonio, a la luz de la Palabra de Dios.

Existen varias referencias bíblicas sobre el sexo. En el libro de Proverbios, por ejemplo, Salomón dice: Sea bendito tu manantial, y alégrate con la mujer de tu juventud, como cierva amada y graciosa gacela. Sus caricias te satisfagan en todo tiempo, y en su amor recréate siempre. ¿Y por qué, hijo mío, andarás ciego con la mujer ajena, y abrazarás el seno de la extraña?” Proverbios 5:18-20

El rey, a través de este versículo, hace un resumen sobre la esencia del sexo en el matrimonio  y cuan bendecido es por Dios al realizarlo bajo esa obediencia. A pesar de que Salomón tuvo innumerables mujeres, incluyendo esposas y concubinas  (permitido en la cultura de esa época), él sabía que lo que alimenta un matrimonio es la llama del sexo.

El acto conyugal

Para explicitar más sobre el tema, el obispo Edir Macedo, dice en su blog que muchos cristianos no le han dado la debida importancia al sexo en sus matrimonios. Para él, eso es un error pues afirma: “Tengo certeza de que el diablo está adorando esta situación, pues nada es más nocivo al matrimonio que los desencuentros en un lecho inmaculado”.

El obispo también apoya la idea sobre que el “futuro de un matrimonio feliz está en la cama”. Y explica que el matrimonio puede estar lleno del Espíritu Santo, pero si no tiene su vida sexual activa, difícilmente uno le será fiel al otro.

El acto conyugal dentro del matrimonio es como el alimento cotidiano del cuerpo físico. Y no sirve de nada que alguien quiera contrariar esa naturaleza humana porque el apetito sexual es como el apetito alimentario; ambos forman parte del cuerpo humano que Dios mismo creó. Claro, existen ciertas excepciones, como el caso de los eunucos. Pero, en regla general, no hay como omitir o fingir que no se tiene, destaca.

Además de Proverbios, otro libro del Antiguo Testamento que hace referencia a un casamiento feliz en todos los aspectos, es el Cantar de los Cantares, también del Rey Salomón. Para dar una idea, uno de los primeros versículos dice: Oh, si él me besara con besos de su boca!  Porque mejores son tus amores que el vino. Cantares 1:2.

En los siguientes versículos el libro acentúa bien los términos del esposo y la esposa, haciendo mención que el sexo es bendecido solamente dentro del marco del matrimonio. Mientras tanto, hay muchos cristianos a quienes no les gusta hablar sobre el tema, y le imprimen un carácter tabú innecesario, ya que la propia Biblia habla sobre el tema.

Sobre eso, el obispo señala: Yo sé que en el medio evangélico existe una tremenda hipocresía en cuanto a este asunto. Muchos colegas de otras denominaciones han considerado al acto conyugal como algo carnal y hasta demoníaco, como si el sexo hubiese sido creado en el mismo infierno. Y esa ignorancia ha sido divulgada entre los convertidos, a tal punto de que muchos están dejando de lado sus obligaciones para con sus respectivos maridos y esposas

¿Qué dice la Biblia sobre el sexo en el Nuevo Testamento?

En el libro de Corintios, el apóstol  Pablo es enfático:El marido cumpla con la mujer el deber conyugal, y asimismo la mujer con el marido.  La mujer no tiene potestad sobre su propio cuerpo, sino el marido; ni tampoco tiene el marido potestad sobre su propio cuerpo, sino la mujer. No os neguéis el uno al otro, a no ser por algún tiempo de mutuo consentimiento, para ocuparos sosegadamente en la oración; y volved a juntaros en uno, para que no os tiente Satanás a causa de vuestra incontinencia.”  (1 Corintios 7:3-5)

Por lo tanto, sea casado o no, practique las orientaciones bíblicas de acuerdo a su situación: si es soltero, aprenda a esperar a la persona correcta y aguarde el tiempo adecuado para entregarse. Pero, si está casado mantenga viva la llama del amor en su lecho y no permita que la frialdad se interponga en la relación con su cónyuge.