¿David fue el padre de Jesús?

¿David fue el padre de Jesús?

Por

2407940_00

Él caminaba con Sus 12 seguidores. Junto a ellos, una multitud se amontonaba camino a Jericó. Al borde de la entrada, un ciego que pedía limosnas oyó el tumulto y, se dio cuenta de que el Mesías pasaría por allí y comenzó a clamar:

“¡Hijo de David, ten misericordia de mí!”

Y los que caminaban atrás del Señor le ordenaban que se callara. Pero él gritaba más fuerte, intentando alcanzar su Salvación:

“¡Hijo de David, ten misericordia de mí!”

Y Él la tuvo. Allí mismo, Jesús le devolvió la visión a aquel hombre, que salió glorificando a Dios y al Hijo de David (Lucas 18:35-43).

Hijo por herencia

Jesús, como se sabe, nació un poco antes del año cero. Por otro lado David, uno de los grandes reyes de Israel, falleció aproximadamente 970 años antes de eso. ¿Cómo sería entonces Jesús el hijo de David?

La primera explicación para este parentesco se describe en el comienzo del libro de Mateo, cuando el evangelista traza el linaje genealógico desde Abraham hasta David, y posteriormente, hasta José, la familia en la que nació Jesús.

O sea, Jesús es el hijo de David por herencia de familia. Por eso el ángel Gabriel, cuando le explicó a María a Quien tendría en su vientre, afirmó: “Él será un gran hombre, y lo llamarán Hijo del Altísimo. Dios el Señor le dará el trono de su padre David” Lucas 1:32

Hijo por promesa

Más importante que el árbol genealógico que va desde David hasta Jesús, sin embargo, es la Promesa de Dios al rey, por intermedio del profeta Natán:  Y será afirmada tu casa y tu reino para siempre delante de tu rostro, y tu trono será estable eternamente.” 2 Samuel 7:16

David, que comenzó su reinado con la muerte del linaje de Isbaal, hijo de Saúl, supo allí que sus descendientes para siempre reinarían en Israel.

Aunque Su forma de reinar sea diferente de la forma como lo imaginaban David y sus primeros hijos, sabemos que hoy Jesús reina sobre todo el mundo.

Y usted ¿tiene alguna duda sobre pasajes bíblicos? Durante el Ayuno de Daniel, aproveche para estudiar la Palabra de Dios y aclarar lo que aún no entiende. Acérquese a una Universal más cercana a usted y reciba las explicaciones necesarias para aclarar sus dudas.