Cuando la mayoría de edad representa irresponsabilidad

Cuando la mayoría de edad representa irresponsabilidad

Por

La mayoría de edad es la puerta de acceso a una etapa más de la vida. Nuevos derechos surgen y, con estos, nuevas responsabilidades. Según la legislación de varios países, el joven de 18 años puede acceder al permiso de conducir por las calles. También puede comprar bebidas alcohólicas libremente en bares y establecimientos comerciales. Pero, ¿acaso la mayoría de edad es sinónimo de madurez?

Llegar a la edad establecida para pasar a ser responsable por las propias acciones no es una justificación para hacer todo lo que se desea sin pensar en las consecuencias. La transición de la adolescencia hacia la etapa adulta es gradual y la madurez no sucede de la noche a la mañana.

En Australia, Nicole Bicknell esperaba con ansiedad la llegada de sus 18 años, la mayoría de edad también en su país de origen. Durante la fiesta de conmemoración, el mes pasado, ella se sobrepasó en el consumo de bebidas alcohólicas y pagó con su propia vida.

Nicole entró en colapso y murió horas después de consumir varias dosis de Polmos Spirytus Rektyfikowany, un vodka polaco muy fuerte. La bebida con nombre extraño posee una concentración alcohólica del 95% y tiene fama de ser una de las más fuertes del mundo. Hace dos años, la Asociación Médica Australiana había solicitado la prohibición del líquido en el país, pero el pedido no fue atendido. Ahora, la familia de Nicole se esfuerza para anular la comercialización en Australia e impedir que acontezcan nuevas muertes.

En una nota publicada en el diario británico Mail Online, el médico australiano Brain Mawson explicó que la bebida es un veneno, una toxina que puede destruir células y causar daños inmediatos en el hígado y en el cerebro, más allá de producir arritmia en los latidos del corazón regulares. ¿Acaso Nicole conocía esos riesgos? Su deseo era ser policía, la misma profesión de su padre y de su abuelo, pero el sueño fue bruscamente interrumpido.

El hecho llama la atención a las responsabilidades que aumentan con la edad. Llegar a los 18 años no le da a nadie el derecho de hacer cualquier locura o de adoptar actitudes inconsecuentes. Es común observar en algunos jóvenes una voluntad de autoafirmación, un deseo de mostrar que conquistaron  la fase adulta y que pueden tener libertad para hacer lo que quisieran.

La independencia no puede ser confundida con irresponsabilidad. Esta etapa garantiza más autonomía, pero exige también más conciencia y, para pasar a ser consciente, es necesario que la madurez comience a ser desarrollada antes de los 18 años. La orientación y el diálogo abierto con los padres y responsables es un buen comienzo. Disfrutar la juventud es algo muy bueno, pero aprovecharla con responsabilidad e inteligencia es aún mejor. Piense en esto.

Si usted quiere salir de ese camino o conoce a alguien que desea liberarse del vicio, participe este viernes a las 8, 10, 12, 16 y especialmente a las 20 h con el obispo Djalma. Participe en la Universal principal ubicada en Avenida Corrientes 4070 – Almagro.

¿Quiere saber dónde hay otros templos de la Universal? Haga clic en: www.universal.org.ar/direcciones/  y encuentre la iglesia más cercana a su domicilio.