Cuando el deseo de tener hijos es mayor que la razón

Cuando el deseo de tener hijos es mayor que la razón

Por

Tener hijos en un mundo tan complicado y consumista parece que no es una buena idea para muchas personas, especialmente para la escritora francesa Corinne Maier, que causó polémica al decirle a la red BBC que tiene muchas razones para odiar a los niños -detalle: ella es madre de dos niños-, y que «los adultos están tan obsesivos por sus hijos y tan exhaustos por tener que cuidarlos que no tienen energía para nada más».

Corinne es autora de varios libros, pero la publicación del 2009, “No Kids: 40 Good Reasons Not to Have Children” (en español, «Sin niños: 40 buenas razones para no tener hijos»), es la más polémica, al final, ella dice que tener hijos transformó su vida en una esclavitud. «Criar a un hijo es 1% de felicidad y 99% de preocupación», comenta ella en su libro.

Para la escritora, ser madre o padre se convirtió en un trabajo que consume mucho tiempo y dinero. «Criar a mis hijos no me dejó solo agotada, sino que también me llevó a la quiebra», resalta.

De hecho, no sirve creer que realizar el sueño de ser madre o padre cambiará su vida para mejor. No se equivoque. Los niños sí traen muchas alegrías, son lindos, pero realmente dan mucho trabajo, y si la persona no está preparada para enfrentar los desafíos que surgen, seguramente se complicará en la crianza y, al contabilizar su vida después de los hijos, con seguridad se arrepentirá.

«La maternidad no es para aventureros, sino para quien tiene los píes en el piso y condiciones para criar a un hijo en un ambiente saludable y feliz, con padres que estén bien económica y espiritualmente. Sin embargo, el mundo se ha mostrado totalmente al revés. Tal vez, si yo tuviera que optar hoy por tener hijos, no sé, creo que no tendría, volvería a pensar la idea, pero nunca me arrepentiré de haber tenido el mío, que consume, sí, mi tiempo, pero para mí es gratificante ver los frutos de nuestro empeño en su favor, su desarrollo, su alegría y, sobre todo, su amor», afirma  Alice Alves, de 45 años, madre de un hijo de 11.

La responsabilidad

Por otro lado, muchas parejas hoy en día optan por no tener hijos; eso ya es prácticamente una tendencia. El temor de traer un hijo a este mundo complicado ha hecho que muchos renuncien a la idea de construir una familia sin hijos. Pero esa no es la regla para que una pareja viva peor o mejor que los que deciden tenerlos.

El obispo Edir Macedo, líder y fundador de la Universal, destacó en uno de sus mensajes que la responsabilidad como padre y madre no es solo material, sino por encima de todo, espiritual.

«¿Usted trae un hijo a este mundo, la probabilidad de que sea convertido es grande o pequeña? Use la razón. Estamos en el Fin», advirtió.

Y para quien ya tiene hijos y necesita un consejo especial para lidiar con ellos, o usted es hijo y está pasando situaciones difíciles dentro de su casa con sus padres, los domingos a las 9:30h se realiza una reunión especial, participe en la Universal más cercana a su hogar.