Cuál es su queja respecto al amor

Cuál es su queja respecto al amor

Por

terapia01940
Quien está soltero, normalmente se queja de su situación diciendo: “todos los buenos candidatos ya están comprometidos”, o sino “ya nadie quiere una relación seria”.

Entre los casados es común escuchar: “él/ella no me ayuda en casa”, “mi cónyuge no me presta más atención, no es más él/la mismo/a”, entre otras frases que denotan fastidio.

Hay muchas quejas relacionadas al amor, y pueden provocar dos tipos de efectos: pueden hacer que la persona se convierta en alguien insoportable que solo sabe quejarse o puede inspirar un cambio a través del despertar de una indignación positiva.

En una relación siempre hay comportamientos y actitudes que mejorar, entonces, coleccionar quejas no es la mejor opción.

La solución para resolver los problemas que le han hecho bajar los brazos cuando se trata de luchar por su relación, está en decidir tomar una actitud para cambiar la realidad.

En la Terapia del Amor usted aprende, entre otras cosas, a saber qué hacer para redireccionar su vida amorosa, que quizás está yendo rumbo al fracaso.

Lo esperamos este y todos los jueves en la Terapia del Amor, en cualquiera de los tres horarios, 10, 16 y especialmente a las 20 h, en Av. Corrientes 4070, Almagro.

Aprendieron a amar de forma inteligente

terapia02940Una traición amorosa puede dejar marcas imposibles de borrar y, en muchos casos, quien la sufrió suele formar una coraza contra nuevas relaciones porque no quiere que vuelvan a lastimarla.

Edilse es un ejemplo del dolor que puede causar una traición: “Debido a una traición me costó mucho volver a confiar en los hombres. Cuando decidí volver a apostar en el amor, me puse en pareja y tres años después, él falleció. El dolor que sentí fue tremendo, no sabía qué hacer, estaba destruida”, cuenta.

Al empezar a participar de la Terapia del Amor, ella escuchó las orientaciones que allí se dan y entendió lo que significaba la felicidad en el amor. “Primero aprendí a quererme y a valorarme. Eso hizo que todo ese dolor que cargaba dentro mío desapareciera, y que pudiera volver a confiar en mí para empezar una nueva relación”.

Gabriel, por su lado, no quería ningún compromiso, su relación con el sexo opuesto se resumía en una sola palabra, diversión. “No buscaba tener relaciones serias, solamente veía a las mujeres como algo para divertirme, hasta que conocí a Edilse. Empezamos a charlar, a conocernos y me di cuenta de que quería estar con ella y respetarla”, afirma.
“Nos comprometimos en la Terapia del Amor y somos muy felices”, afirman.