Contra hechos no hay argumentos: los vicios tienen cura

Contra hechos no hay argumentos: los vicios tienen cura

Por

v-testi01922
Walter y Valeria llegaron juntos a la Cura de los Vicios porque no soportaban más la situación en la que estaban. Él pasó la mitad de su vida siendo adicto, empezó a fumar y a tomar alcohol a los 17 y durante otros 17 años fue consumiendo sustancias cada vez más fuertes, como pastillas, paco y cocaína.

La necesidad de drogarse sin parar lo llevó a robar, “necesitaba consumir, y como a veces no tenía plata empecé a robar. Por eso terminé preso y estuve en la cárcel durante dos años y cuatro meses. Veía llorar a mi mamá, me hacía mal ver sufrir a mi papá y a mis hermanos, pero por más que intentaba dejar los vicios, no podía, eran más fuertes que yo. Llegué a dormir en la calle porque me iba de gira con mis amigos y no volvía a casa”, recuerda Walter, a quien ni la cárcel le impidió seguir consumiendo: “Estando detenido preparaba ‘pajarito’, que es como le dicen a una bebida alcohólica en la jerga tumbera, y con eso se armaban unos líos tremendos, hacía desastres”, reconoce.

Valeria también consumía drogas y en varias de las tantas oportunidades en las que estaba bajo los efectos de la cocaína intentó matarse. “Quise suicidarme cuatro veces cortándome las venas y tomando pastillas. Estaba drogada y me corté con una botella, la última vez me tuvieron que dar 18 puntos en el brazo para cerrar la herida que me había provocado”, confiesa.

Al enterarse de que en la Universal se realiza el Tratamiento para la Cura de los Vicios, no lo dudaron y se acercaron a buscar la solución que tanto necesitaban. “Hace 8 semanas que estamos haciendo el Tratamiento y desde el primer domingo ya no consumimos más”, afirma Walter, a lo que Valeria agrega: “Es un placer venir, al principio cuesta pero hay que perseverar. Viniendo para acá alguien nos tiró humo de cigarrillo en la cara y nos dio asco”.

¿Todavía le quedan dudas de que los vicios tienen cura?

Participe usted también de la reunión de la Cura de los Vicios y compruebe en su vida o en la de un ser querido que existe una salida para este mal. Lo esperamos este domingo a las 15 h en Av. Corrientes 4070, Almagro.