Aprenda a domar su cabello

Aprenda a domar su cabello

Por

Usted se fue a dormir a las 23 hs. Se levantó a las 6 de la mañana. Su humor no es muy bueno y ni siquiera es por estar en sus días de SPM. Entonces, se va enfrente del espejo y nota que su cabello está peor que su humor. Se peina para allá, para acá y nada. Persistente, hace un intento más y prueba la eficiencia de las cremas recién lanzadas en el mercado que prometen el milagro que usted tanto necesita. Pero todo es en vano. Solo quien ya pasó por eso entiende esa situación. Crea: ese dilema que persigue a muchas mujeres tiene una solución más simple de lo que usted se imagina. Con un poco de tiempo y una dosis de buena voluntad, es posible “domar” al pelo rebelde. El truco está en los peinados. Le garantizo que los ejemplos que separamos a continuación harán de usted una experta en el tema. Para ponerlos en práctica no solo será necesario tener una caja de invisibles y capas estratosféricas de mousse y laca. Vamos a ellos.

Rodete para huir del lugar común – ¿quién no conoce el viejo truco del rodete en forma de rosca? Además de crear volumen, deja al peinado elegante y estructurado. Tanto con el cabello prolijo como el más “desordenado”, ¡los rodetes son soluciones prácticas para salvar el día!

Recogidos con un toque femenino y romántico – la cola de caballo baja da un toque de satisfacción a la producción, mientras que la más alta es más osada. Usarla de costado también es una opción intrépida. El truco es dejar el cabello voluminoso. Póngase todo el pelo hacia el costado que desee y aplíquese spray donde lo quiera controlar. Usted puede soltarse un poco el pelo y atarlo más abajo nuevamente como en una trenza. O, para que quede con un aire romántico, solo basta torcer el flequillo y atarlo con invisibles de arriba hacia abajo. Ate todo el cabello y finalice como desee. El consejo es apostar en complementos en el cabello, como flores, por ejemplo, y abusar de los accesorios de presencia, como un aro o un collar grande.

Con ondas a lo “beach waves” – para quien se desespera solo al recordar lo ondulado al estilo de Gisele Bündchen, tenemos aquí la solución. Planchita, baby liss o simplemente torcer el cabello mojado y soltarlo casi seco. Con la ayuda de un secador, usted puede garantizarse rizos sueltos y naturales. Usted puede dejarlo todo de lado: solo basta ponerse el pelo hacia el costado y atarlo con invisibles.

Apueste en las headbands – la palabra, en la traducción libre, significa “faja usada alrededor de la cabeza”. Ellas están con todo y pueden ser una gran aliada, ya que llenan de encanto todos los tipos de peinados, desde los simples hasta los más sofisticados. Úselas en los rodetes, trenzas o con el cabello todo para atrás. O substitúyalas por pañuelos, que transforman el visual y dejan el look increíble.

Hopo, el retorno – ¿se levantó con el flequillo aplastado? ¿Qué tal apostar en el efecto mohicano?  El truco es separar una mecha y peinar el cabello hacia atrás. Para que no parezca desarreglado, arregle la parte de adelante con un cepillo levemente y finalice con laca para estructurar el peinado. El cabello atado viene bien para cualquier ocasión. Y, cuando se usa el accesorio correcto, como aros, se crea una visión relevante para la noche.