Ansiedades de la vida

Ansiedades de la vida

Por

¿Usted tiene certeza de su salvación?

Para algunos, responder esa pregunta es un poco difícil, después de todo, no todos los que buscan a Dios tienen la seguridad de que vivirán la eternidad con Él. Esto fue lo que explicó el obispo Edir Macedo, durante el mensaje de fe transmitido por IURD TV y por Red Aleluya, el pasado 24 de abril.

“Quien nace del Espíritu tiene la certeza, la convicción y la fe de que será salvo, pero quien no nació es porque sus ojos aun están vueltos hacia las ansiedades de la vida, el corazón está preocupado por las cosas del mundo”, dijo el obispo.

La ansiedad es un sentimiento muy común en el ser humano, todos en algún momento de la vida se sienten ansiosos por algo. Pero, si ese anhelo no fuera bien administrado, puede convertirse en una enfermedad. Dicha enfermedad llega a escondidas y provoca síntomas físicos, emocionales y principalmente afecta la relación del hombre con Dios.

“Sea cual sea la ansiedad que ocupe su corazón y su mente, va a obstruir su nuevo nacimiento. Y con esa obstrucción, ese vacío permanece, y no hay la certeza de la Salvación. Esa aflicción impide la acción de la fe, pues la ansiedad es un síntoma de duda.

Usted ¿ya conquistó, nació de Dios, y tuvo una experiencia con Él? Entonces ya puede partir para tomar posesión y conquistar las bendiciones de esa comunión. Pero si aun no tiene la certeza de la Salvación, entonces es mejor ocuparse en conquistarla”, explicó.

Por tanto, si tu ojo derecho te es ocasión de caer, sácalo, y échalo de ti; pues mejor te es que se pierda uno de tus miembros, y no que todo tu cuerpo sea echado al infierno. Mateo 5:29

Su alma ¿dónde pasará la eternidad? ¿Ya se detuvo a pensar en eso?

Es mejor perder las cosas del mundo, que la propia vida. Poner fuerzas para conquistar la Salvación es una de las cosas más importantes de la vida de un verdadero cristiano.

Bienaventurados los de limpio corazón, porque ellos verán a Dios. Mateo 5:8