Aguinaldo: ¿Fiestas o deudas?

Aguinaldo: ¿Fiestas o deudas?

Por

David Lozano, investigador del Centro de Análisis Multidisciplinario (CAM) de la Facultad de Economía (FE) de la UNAM de México, explica que muchos empleados no reciben su aguinaldo u obtienen menos. A veces, las compañías lo dan en pagos y lo saldan en mayo. Para evitar problemas, muchas declaran que ya lo dieron cuando no es así o no lo dan completo, y si los trabajadores se quejan, no cambia en nada.

El CAM reporta que, solo en México, en realidad,  sólo 18 millones 180 mil trabajadores recibirán la gratificación de fin de año y lo distribuirán de la siguiente manera: 31 por ciento para pagos de servicios como renta, gas, salud, ropa y arreglos del hogar; 25 por ciento para compra de alimentos y 44 por ciento para pago de deudas.

Mientras tanto en Argentina, uno de cada tres argentinos espera el aguinaldo para tapar ‘agujeros financieros’. Sólo un 9% lo volcará a la compra de regalos para la Navidad y un 25% utilizará los fondos para sumar ahorros.

En un trabajo realizado por el sitio web especializado trabajando.com se muestra que un 36% de los encuestados utilizará el aguinaldo solo para pagar deudas. Un 25% de los encuestados admitió que el dinero del aguinaldo irá al rubro “ahorro”. En tanto que un 20% será destinado a la “capacitación y estudio”.

Por otro lado, se han publicado numerosos consejos de parte de economistas, asesores de inversión y distintos especialistas con el fin de educar al consumidor para el uso de este dinero extra, que muchos aun esperan con ansias, pero que “detonan” por la falta de una planificación consciente. Esta es la época en que las ofertas están a la orden del día en las tiendas, trayendo productos novedosos y típicos de la temporada, lo que significa para los consumidores, una fuerte tentación para gastar de más. Situación muy difícil de vencer si no se está preparado.

Una distribución inteligente

Para evitar una crisis financiera debemos recordar que el aguinaldo no es un regalo, sino una prestación generada por el trabajo de todo un año. Siga estos pasos básicos para que sepa cómo invertir su aguinaldo de la mejor manera.

1. Sea precavido. Lo ideal es ahorrar al menos un 30% en caso de que sepa que va a conservar su empleo, lo mínimo será un 10% para eventualidades.

2. Liquide deudas.  Especialmente de cifras altas o de créditos que generan intereses.

3. Prevea el pago de anualidades. Si tiene fuertes gastos mensuales, como matrículas o colegiaturas y/o anualidades de los seguros y ofrecen un descuento atractivo por pago adelantado, es conveniente usar el aguinaldo o una parte para saldar estos pagos. Esta medida es mejor que conservar el dinero en el banco, donde los intereses que se generan son mínimos.

4. Mantenga la calma. Si ha hecho compras en cuotas sin intereses, y tiene flujo de efectivo para saldarlo periódicamente, no conviene liquidarlo. “Lo importante es no caer en la generación de intereses”.

5. Si va a invertir, pida asesoría. No se deje llevar por recomendaciones de terceros, ya que un portafolio de inversión debe ser un traje hecho a la medida.

Para los gastos navideños…

1. Planifique sus compras. Cuando conozca el monto exacto que recibirá, otorgue a las festividades y compras una cantidad determinada. Si quiere mantener sus finanzas sanas, no sobrepase el límite. Y recuerde que en enero habrá rebajas.

2. Haga un gasto consciente. Los regalos deben ser racionales y menos emocionales, evite precios muy altos. Recuerde, es importante pensar en el gusto de la persona y no dejarse llevar por la moda.

3. No se endeude. En la medida de lo posible evite adquirir compromisos en cuotas. Las fiestas navideñas nos llevan a la mayoría a caer en el consumismo, lo cual genera endeudamientos y círculos viciosos.