15° Día del Ayuno de Daniel

15° Día del Ayuno de Daniel

Por

Obsesión Macabra

¿De qué vale hablar lenguas extrañas y ser una mala persona?

Satanás es así: habla todos los idiomas terrenos y extraños, pero continúa matando, robando y destruyendo.

Por otro lado, Jesús, incluso ungido con el Espíritu Santo, nunca habló en lenguas extrañas. Por lo menos delante de los hombres.

¡Ha sido asombrosa la preocupación por hablar en lenguas!
Tal sed parece mayor que la sed por el bautismo con el Espíritu Santo.

¿Por qué tanta preocupación por hablar en lenguas?
Porque los candidatos quieren ver para creer…
Quieren verse hablando en lenguas para convencerse de que fueron bautizados.

¡Pensamiento satánico ese!
¡Pura señal de duda!

Piensan que las lenguas extrañas garantizan el bautismo.
Mal saben que no todos los que hablan en lenguas extrañas son bautizados con el Espíritu Santo.

El hecho es:

Ellos no están enfocados en abandonar la vida incorrecta;
Ni en arrepentirse;
Ni en recibir perdón;
Ni interesados en “casarse” con el Señor Jesús;
¡Ni incluso en conocerlo!….

Pero, ¡quieren porque quieren hablar en lenguas!

Esa obsesión es el motivo por el cual no fueron sellados, todavía.

Piense conmigo:

¿Cómo Jesús va a bautizar a alguien desinteresado en conocerlo, que solo piensa en hablar en lenguas?

Lo mismo sucede en relación a muchos infelices en el matrimonio. Querían casarse porque soñaban con el vestido de novia, los invitados, la fiesta, las fotos, los regalos, la noche de bodas, etc.

Así también se comportan muchos candidatos al bautismo con el Espíritu Santo o supuestas “novias” de Jesús. Sueñan con hablar en lenguas extrañas.

Mientras estén pensando así, serán frustrados.

Las lenguas extrañas son un don, como es el don de cura, la operación de milagros, la ayuda, los que administran, etc. 1 Corintios 12:28-30

Debido a que es un don, no todos los bautizados con el Espíritu Santo hablan en lenguas. Es lo que el apóstol enseña en 1 Corintios 12:30

La finalidad del don de lenguas no es confirmar el bautismo en el Espíritu Santo, sino edificarse a sí mismo.

El que habla en lengua extraña, a sí mismo se edifica…. 1 Corintios 14:4

Por lo tanto, invierta su vida por entero en el casamiento con el Señor Jesús. ¡No con las lenguas!

Arrepiéntase de sus pecados escondidos, rasgue el alma, haga una limpieza en ella, elimine el orgullo, la vanidad, y derrame a los pies de Él lo que hay en su interior…

Cuando usted termine la limpieza del alma y no haya más ni una partícula allá adentro, entonces sí, la plenitud del Espíritu Santo tendrá espacio para habitar.

Lea más:

– 14º Día del Ayuno de Daniel
– 13º Día del Ayuno de Daniel
– 12º Día del Ayuno de Daniel
– 11º Día del Ayuno de Daniel
– 10º Día del Ayuno de Daniel
– 9º Día del Ayuno de Daniel
– 8º Día del Ayuno de Daniel
– 7º Día del Ayuno de Daniel
– 6º Día del Ayuno de Daniel
– 5º Día del Ayuno de Daniel
– 4º Día del Ayuno de Daniel
– 3º Día del Ayuno de Daniel
– 2º Día del Ayuno de Daniel
– 1º Día del Ayuno de Daniel

comentarios


Free WordPress Themes, Free Android Games