Ventanas emergentes

Internet ya es parte de nuestra vida. No importa el dispositivo que utilicemos, queremos y muchas veces necesitamos estar conectados. Nos pasamos horas en la red, ya sea por trabajo o por ocio. Lo que antes no imaginábamos posible ahora está al alcance de nuestras manos, instantáneamente.

Lo peligroso es que a medida que nos vamos adentrando en este mundo virtual, perdemos más y más el control de los contenidos que consumimos.

Es que la oferta es tan variada, desde Wikipedia que tiene respuesta para casi todo, hasta foros en los que se responden preguntan de internautas dudosos. Pero una de las quejas que más escuchamos es que un clic nos puede llevar a una página a la que no teníamos ni la más mínima intención de entrar. Estas son las famosas ventanas emergentes o también conocidas como pop up.

Es común escuchar a un internauta quejándose de que “estaba leyendo algo y se me abrieron varias ventanas de contenidos en los que no estaba interesado y sin querer apareció una página”. Este tipo de situaciones con las pop up puede quedar en una simple anécdota chistosa, pero lo malo es cuando generan un malentendido. Se han generado grandes discusiones devenidas de las famosas ventanas emergentes, ya que tanto mujeres como hombres se han encontrado viendo contenido que no tenía planeado ver y todo termina en una gran pelea.

Lo que muchos no saben es que estas ventanas, muchas veces, tienen origen en otros programas descargados. En el momento en el que descarga e instala el programa puede no darse cuenta de que está instalando otros instaladores. No prestar atención en ese momento puede significar aceptar contenidos que no le interesan tener.

Es común que las personas instalen programas sin leer. Usan la opción “siguiente” hasta que aparece “aceptar”, es así que en su PC instala cosas y no se entera. Otro problema muy común es entrar en una página en la que inmediatamente se abren las ventanas emergentes. Para este tipo de problema hay bloqueadores de ventanas emergentes que se instalan en los navegadores, Internet Explorer, Firefox, Google Chrome y otros.

Si quiere solucionar el problema de las pop up o ventanas emergentes no es necesario que se vuelva un experto en las redes, ni que sea un experto informático, basta con ser un poco autodidacta. Por lo pronto, antes de instalar y abrir un programa, preste atención y siga los pasos para bloquear ventanas emergentes y encontrar programas ocultos instalados con los programas.

Destacados

Notas Relacionadas