La tribu Xavantes ven la película “Nada que Perder”

La tribu Xavantes ven la película “Nada que Perder”

Por iurd

Por la mañana, ellos ya estaban listos y se apresuraban para ocupar sus lugares dentro del confortable ómnibus, que fue hasta el municipio de Nova Xavantina, en el interior de Mato Grosso, especialmente para llevar a aproximadamente 40 nativos de la tribu Xavantes hasta el Barra Center Shopping, localizado en la región Centro-Oeste del estado, donde está siendo exhibida la película “Nada que Perder”, que cuenta la historia real del obispo Edir Macedo.

El viaje, que llevó cerca de seis horas, valió la pena. “Cuando hablamos sobre la película para ellos, quedaron muy ansiosos para poder verla, siendo que la mayoría nunca había ido a un cine”, comentó el Pastor Adão dos Santos Silva, responsable por el trabajo evangelístico con la tribu.

La alegría invadió a todos y, cuando llegaron a destino, resolvieron – en un gesto de fe –  dar las manos y entonar una canción en la lengua nativa. Vea en el video de abajo como fue ese momento:

¿Quiénes son los Xavantes y qué es lo que la Universal hace en el medio de una tribu?

Los Xavantes son un grupo de aborígenes que habita al Este del estado brasileño de Mato Grosso, como al Noreste de Goiás, en las Colonias Indígenas Carretão I y Carretão II. Esparcidos por la región de la Sierra del Roncador y del Vale de Araguaia, los Xavantes ya dominaron gran parte de la región Centro-Oeste brasileña. Originarios de Goiás, migraron para Mato Grosso en el siglo XIX huyendo de los poblados de colonizadores en el interior del estado. La migración duró algunos años y, después de atravesar el Río Araguaia, entraron en conflicto con los Karajá que ocupaban la región de Isla de Bananal.

El trabajo evangelístico de la Universal llegó hasta las tribus de los Xavantes en la década de los 90. Desde entonces, centenas de aborígenes ya se rinden a la fe.

“Desde 1993, realizamos el trabajo con los aborígenes y es maravilloso, pues ellos tienen sed de Salvación. Infelizmente ellos todavía son muy discriminados, pero a pesar de todo ellos son muy educados y serviciales con nosotros. Y la fe de ellos, cuando es despertada, trae grandes resultados. En el año 1993 ellos caminaban más de 150 km a pie, llevaban 3 días caminando en búsqueda de la Universal, porque había una mortandad de niños y eso traía muchas tristezas a todas las aldeas. Y cuando la Iglesia llegó por allá las criaturas pasaron a tener salud. Hoy las reuniones de la Universal locales son realizadas por un Pastor aborigen Benjamín, todos los martes, miércoles, viernes y domingos”, finalizó el Pastor Adão.

comentarios


Free WordPress Themes, Free Android Games