“Es en el Altar donde uno se hace fuerte y recibe las bendiciones”

“Es en el Altar donde uno se hace fuerte y recibe las bendiciones”

Por

Ermelinda era una mujer débil, que tenía problemas económicos, familiares, angustia, tristeza, enfermedades.

En lo que respecta a su economía, perdió todo lo que tenía, en su salud, corría el riesgo de quedar inválida, su familia estaba toda destruida. Cada área de su vida iba de mal en peor.

Pero su vida cambió cuando puso en práctica las enseñanzas sobre ir Altar y sacrificar.

Vea a continuación la historia completa:

Si usted también desea hacerse fuerte para vencer los problemas, participe de una reunión. Haga clic aquí y encuentre la dirección de la Universal más cercana a usted.

Si usted quiere comunicarse con nosotros, puede hacerlo llamando al 5252-4070.

comentarios


Free WordPress Themes, Free Android Games